1897 - 2018

121º Aniversario - Trayectoria y excelencia al servicio de la profesión.

Interés general

Faltan vacunas antirrábicas para humanos en todo el país

Por una baja en la producción, faltan vacunas antirrábicas para humanos en todo el país.

El problema alcanzaría otros países de América latina. Como plan b, las autoridades locales piden poner el foco en la vacunación canina.

Se difundió poco, pero el fenómeno tiene meses: desde mediados de 2018 escasea en la Argentina la vacuna antirrábica para humanos. Falta en todas las provincias, en todas las jurisdicciones, en todos los centros de salud, públicos y privados.

Traducido a la vida cotidiana significa que, de no tener la suerte de dar con un centro de salud que cuente con alguna dosis, tras una mordedura canina habrá que poner las fichas en: a) encontrar al perro mordedor, b) llevarlo –con las dificultades que eso implica- a algún centro de zoonosis, y c) cruzar los dedos para que no tenga rabia.

Las autoridades de Salud explican que el problema no es local sino regional: que el laboratorio Sanofi Pasteur, que la produce y distribuye en América latina a través de la Organización Panamericana de la Salud, simplemente bajó su producción y nadie sabe exactamente por qué.

Clarín se puso en contacto con el laboratorio, pero hasta el momento no se pudo obtener una respuesta. Lo cierto es que si uno está por ejemplo, en Jujuy, vacuna antirrábica para humanos casi no hay. Y si uno está en Lomas de Zamora, tampoco. En un centro de zoonosis de zona sur (donde pidieron mantener el anonimato) aseguraron que reciben "a veces diez, a veces cuarenta dosis y a veces simplemente ninguna, y entonces hay que colgar el cartel de que no hay stock. Antes había entre 300 y 400 dosis semanales”.

En la ciudad de Buenos Aires, quien necesite aplicarse la antirrábica humana y busque alguna sede con dosis disponibles en el laboratorio Stamboulian, por dar un ejemplo, verá que no es una figurita fácil.

Desde las carteras de Salud nacional y de la provincia de Buenos Aires respondieron en un principio: “Es la primera noticia que tenemos del tema. No lo tenemos reportado”. Pero después admitieron que "hay un tema", que no es nuevo, que ya tiene varios meses y que afecta a toda América latina.

No obstante, desde la Secretaría de Salud de la Nación remarcaron que no hay que alarmarse y que hay dosis suficientes: “Faltantes no hay, sólo una restricción. En el país hay 14.000 dosis y la vacuna no es de calendario oficial. Sólo se suministra cuando hay un tratamiento indicado. Si una provincia la necesita, se envía. La escasez es a nivel mundial, por una baja en la producción del laboratorio, y por eso su uso se circunscribe a la indicación médica; se reserva para casos específicos”.

Un tema que preocupa a las autoridades es que, tras la mordedura de un perro, la gente “por las dudas” sale a vacunarse. En la cartera de Salud bonaerense remarcaron que “por cada 100 personas mordidas por un perro, 85 se vacunan. Y lo hacen sin chequear si el perro había sido vacunado, si tenía dueño… son aplicaciones innecesarias, cuando el problema está en la vacunación canina”.

“También está el tema de los murciélagos, que son los que transmiten rabia a los perros”, agregaron, y remarcaron que la población debe estar atenta, en especial en zonas de campo: “Si ven murciélagos en el piso, atontados o muertos, hay que agarrarlos con pinzas y llevarlos a analizar”.

Ahora bien, si Sanofi casi no entrega vacunas, ¿cuál es el “plan” b para quien es mordido por un perro que podría tener rabia? En la provincia de Buenos Aires piensan aumentar la producción local, es decir, las dosis que salen del Instituto Biológico Dr. Tomás Perón: “Esta vacuna ya la teníamos, pero se usaba como complemento de la Verorab, ya que produce más afectos adversos. Dada la situación, está previsto para 2019 producir 90.000 dosis anuales en lugar de las 10.000 actuales”.

¿Y en el resto del país? La única provincia que alzó la voz en estos meses fue Jujuy, que emitió una alerta sanitaria. Las cifras en esa provincia son elocuentes: en 2016 Jujuy había recibido 21.338 dosis. Para el primer trimestre de 2019, sólo 250.

En diálogo con Clarín, el ministro de Salud de esa provincia, Gustavo Bouhid, contó que “en agosto, Nación avisó que iba a faltar la antirrábica para humanos. En este contexto, obviamente todos los pacientes con mordeduras de perros que podrían de tener rabia, tienen riesgo de muerte. A mí me pareció prudente declarar el alerta, cosa que consulté con el Gobernador [Gerardo Morales]”.

El tema es la particularidad geográfica de su provincia: “Jujuy limita con Salta y con Bolivia y en ambos lugares hubo casos de rabia canina. En Salta, en Salvador Maza, y en Bolivia hubo tanto rabia canina como humana, informada por el Gobierno. Una calle no me salva de la transmisión de una enfermedad”.

“Creo que en Nación iban a ver la posibilidad de solicitar vacunas a otros países, pero eso implicaba una logística y tiempos inexactos”, esbozó el Ministro. Desde la provincia de Buenos Aires también especularon: “Quizás para 2020 se pueda subir la producción del Instituto Perón a 200.000 dosis anuales y transferir a otras zonas del país. Pero afirmarlo sería hacer futurología”.

Fuente: Irene Hartmann para Diario Clarín

Un software para calcular el balance de nutrientes en el tambo

Lo desarrolló la Facultad de Ciencias Veterinarias de la UBA para conocer un indicador clave de la eficiencia y sustentabilidad de un establecimiento lechero.

Un grupo de investigadores de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad de Buenos Aires (FCV UBA) desarrollaron un software que permite evaluar la disponibilidad de nutrientes en predios de producción láctea. La plataforma realiza un balance anual que puede ser tomado como una medida de sustentabilidad del tambo.

Se trata de una herramienta informática diseñada por un grupo interdisciplinario de esta Casa de Estudios, de uso libre, destinada a veterinarios, productores y otros profesionales relacionados con la temática, y que ya está disponible en la web de la Facultad de Ciencias Veterinarias.

La herramienta es fruto de varios proyectos de investigación llevados a cabo en FCV UBA con fondos de la Universidad de Buenos Aires, en el marco del Programación UBACyT.

Los usuarios podrán, sin necesidad de registrarse, completar los datos necesarios por el sistema para efectuar los cálculos y obtener el balance de nutrientes junto con otros indicadores de eficiencia, como la proporción de nutrientes que salen del sistema como productos, y aquellos que quedan en el predio, o se pierden durante todo el proceso.

El balance es presentado mediante una serie de planillas que el usuario puede imprimir, o guardar en su computadora. Además, para facilitar la interpretación de los resultados, la herramienta presenta valores de referencia promedio, mínimos y máximos, los que fueron calculados tras un largo trabajo efectuado por los propios investigadores, en base al análisis de la actividad de más de 200 tambos del país.

“Este desarrollo supone una ayuda a productores lecheros en una temática nueva relacionada con el manejo de nutrientes a nivel de predio lechero y de sustentabilidad agroambiental”, explicó la doctora Susana Gil, médica veterinaria y docente a cargo de la Cátedra de Producción Bovina de la FCV.

La especialista asegura que con este desarrollo la UBA se coloca un paso adelante en relación al manejo ambiental de nutrientes en predios de producción primaria de leche, temática que sin duda será abordada en pocos años.

En países de Europa, y en otros como Estados Unidos de América, ya se exige a los tamberos que presenten un balance anual de nutrientes (nitrógeno y fósforo), como base para poder adquirir ganado o comprar insumos como fertilizantes.

“Creemos que no sólo los productores verán su utilidad, sino también todos aquellos organismos gubernamentales relacionados con esta temática, que podrían ser los primeros usuarios. Esperamos que conozcan la herramienta y que se extienda su uso”, planteó la especialista.

Desde hace más de diez años, la Argentina vive un proceso de intensificación de sus sistemas de producción lechera. La causa no sólo está en la necesidad de maximizar su producción, sino también en la búsqueda de competitividad en el sector productor de alimentos.

La intensificación de los tambos, de fuerte base pastoril, genera un excedente de nitrógeno y fósforo que suele acumularse en las instalaciones de ordeñe, con efectos no deseados a nivel ambiental y de sustentabilidad de todo el sistema.

“Con el resultado del balance de nutrientes los usuarios pueden conocer dónde está ubicado su predio en relación con lo que sería el resultado promedio, el de mínima y de máxima. Los valores no indican qué pasa dentro del sistema, sino que arrojan un número que luego es necesario interpretar”, indicó Susana Gil.

Las variables en danza obedecen a factores diversos. ¿Se está haciendo un buen pastoreo? ¿Qué sucede con los fertilizantes? ¿Y con los efluentes?

“Nosotros impulsamos el reuso de los nutrientes dentro del sistema, su reciclado, por ejemplo, empleándolos para fertilizar los recursos forrajeros. De ese modo, se ingresan menos fertilizantes al sistema y el balance disminuye”, concluyó la especialista.

FUENTE: Diario Clarín

La mitad de los veterinarios padece alguna patología por su actividad

Uno de cada cinco profesionales sufrió al menos un accidente ocupacional grave, mientras que más del 28% padece o ha padecido alguna enfermedad zoonótica, como la brucelosis.

 

Además, los veterinarios están expuestos a sufrir heridas como punzaduras, hematomas y contusiones. Los datos, generados por un trabajo de investigación de la UNL, evidencian que alrededor del 75% de los médicos no ha recibido capacitación sobre peligros ocupacionales.

Existe una alta prevalencia de accidentes y enfermedades transmitidas por animales entre los profesionales de la medicina veterinaria; sin embargo, su percepción del riesgo ocupacional es baja. Así lo reflejó un trabajo llevado adelante por investigadores que encuestaron a cerca de 100 veterinarios de la zona centro -oeste de la provincia de Santa Fe. Los resultados arrojaron que los mayores riesgos laborales en la práctica de la medicina veterinaria se vinculan al trabajo con grandes animales, al tránsito con vehículos -relacionado al trabajo en el campo- y a la posibilidad de contraer distintas zoonosis por contacto con fluidos de los animales.

El trabajo indagó en la frecuencia de los accidentes y enfermedades entre los profesionales de la región; también se registró la frecuencia de incapacidad laboral y del uso de elementos de protección. De acuerdo con los datos obtenidos, la quinta parte de los encuestados sufrió al menos un accidente grave a lo largo de su trayectoria profesional. El 28,7% padece, o ha sufrido en algún momento de su carrera, una enfermedad zoonótica. La más frecuente es la brucelosis y le siguen la toxoplasmosis y la leptospirosis. Además, el 53,2% tiene en la actualidad alguna patología atribuible al ejercicio de la profesión.

“Quisimos estudiar los riesgos de la actividad ganadera porque no hay muchos datos disponibles y son escasas hasta el momento las investigaciones al respecto. Sí existen en relación con la agronomía y los agrotóxicos, pero no ocurre lo mismo con el manejo de animales”, explicó a InfoUniversidades Héctor Tarabla, docente e investigador de la Facultad de Ciencias Veterinarias y del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA).

Los mayores riesgos
Las heridas más frecuentes entre los veterinarios encuestados fueron punzaduras, hematomas y contusiones. La manipulación de agujas en animales de más de 500 kilos pone en riesgo al médico que en no pocas ocasiones se hiere a sí mismo. Así lo manifestaron siete de los participantes del estudio que se autoinocularon. “Cuando se trata de una vacuna de brucelosis, por ejemplo, ingresa una cepa viva en el cuerpo del veterinario. Es una cepa atenuada pero no deja de enfermar”, recalcó Tarabla. Según las cifras publicadas, el 75,5% de los encuestados sufrió accidentes laborales el último año, de los cuales el 6,4% fueron clasificados como graves. Ocho de cada diez accidentes ocurrieron durante la atención a grandes animales.

La clave: prevenir
Golpearse o lastimarse muchas veces se ve como algo inevitable y propio de la profesión, pero existen medidas preventivas simples que pueden cambiar en forma drástica la cantidad de accidentes tanto para los veterinarios como para toda la gente que trabaja con animales.

“Gran parte de los accidentes puede prevenirse”, afirmó el especialista, y agregó que “el uso de elementos muy sencillos como guantes, botas o incluso el cinturón de seguridad a la hora de andar por los caminos rurales puede marcar una diferencia”. El desafío, entonces, tiene que ver con generar una mayor conciencia del riesgo y adoptar prácticas que hagan más seguro el trabajo de los profesionales de la salud animal. Esto se vuelve prioritario al constatar en la investigación que el 74,5% de los encuestados manifestó no haber recibido capacitación alguna sobre peligros ocupacionales.

Por Priscila Fernández - Comunicación científica Universidad Nacional del Litoral - 

La sequía en la Argentina, entre los 10 fenómenos climáticos más destructivos del año

Los huracanes Florence y Michael, que devastaron la costa este de Estados Unidos. Los incendios forestales de California. La ola de calor en Europa. Las inundaciones en India, Japón y China. El tifón Mangkhut en Filipinas. La sequía en Australia, en Sudáfrica. y en la Argentina. Sí, el informe Counting The Cost: A Year of Climate Breakdown (Balance de las consecuencias: un año de crisis climática) de la ONG británica Christian Aid incluyó la sequía que afectó la zona centro del país como uno de los diez fenómenos metereológicos relacionados con el cambio climático más destructivos ocurridos este año.

La selección de estos eventos climáticos se basa en las pérdidas en millones de dólares que provocó cada uno de ellos. En todos los casos los daños fueron por más de 1000 millones dólares. Según el informe, la sequía en la Argentina, que impactó en particular en las cosechas de soja y maíz, provocó un costo de 6000 millones de dólares. Al tope del ranking están los huracanes Florence y Michael , con daños estimados en 17.000 y 15.000 millones de dólares respectivamente. En segundo lugar, también en Estados Unidos, los incendios forestales de Camp Fire (de 7500 a 10.000 millones de US$) y Woolsey Fire (1500 a 3000 millones de US$). Luego ubica a la ola de calor y los incendios en Europa (7500 millones de US$). Y detrás a las inundaciones en Japón (7000 millones de US$).

Copyright - fuente: Fernando Massa - La Nación

Bioeconomía 2030. Impacto de la Domesticación y Globalización de los alimentos

El Impacto de la Domesticación y Globalización de los alimentos en nuestra mesa navideña, desde el pavo a la ensalada de frutas o el pan dulce.

La primera globalización no fue política, económica ni financiera, fue la de los alimentos. Consumimos alimentos originarios de todos los continentes y ninguno de estos alimentos son parecidos a sus ancestros originales. El tamaño, la apariencia, la composición nutricional, los lugares de cultivo o cría son todos atributos obtenidos por los diversos mecanismos de selección empleados desde la revolución neolítica, la de la aparición de la agricultura, es una contribución de culturas que nunca habían intercambiado productos o conocimiento entre ellas. Nada en la naturaleza es parecido a lo que vemos en una verdulería, granja o despensa. Además se calcula que el 70 % de los cultivos de los países están basados en especies originarias de otros lugares distantes.

De actual territorio de EEUU a pesar de su gran extensión hay pocos productos que se han internacionalizado, solo el girasol, parte de las frutillas (se hibridaron con las de nuestra Patagonia), los arándanos y el pavo. Este que es el ave criada más grande (salvo los pocos avestruces que se crían para carne) es uno de los clásicos navideños en muchos países o del día de acción de gracias en EEUU.

La tradición del pavo viene desde los aborígenes de Massachusetts, que generosamente colaboraron con los colonos en su actividad agrícola y de pesca, y formó parte de los festejos tras la primera cosecha exitosa en 1623. El menú fue pavo, cazado en los bosques, acompañado de salsa de arándanos cosechado de los arbustos silvestres cercanos. Los cultivos obtenidos en la cosecha era maíz, frijoles y calabazas, los llamados “tres hermanas”, todos nativos.

El pavo fue llevado a Europa donde se lo mejoró genéticamente y se perfeccionó la cría, estas tecnologías volvieron a EEUU y son base de su actual industria. Hoy la producción mundial de pavo es de unos 4 millones de toneladas, es el 9% de las carnes de ave, creciendo al 3 % anual. EEUU produce el 55%.

El consumo per cápita anual en Argentina es de solo unos 100 gr, casi todo importado, contra 0,5 k en Brasil o 2,2 kilos en Chile, donde hace 10 años era de solo 0,2. El pavo de criadero tiene una carne de gran calidad nutricional con muy poco contenido de colesterol y grasa, hoy hay gran cantidad de productos elaborados y fiambres, lo que también desestacionaliza su consumo. Argentina tiene una oportunidad en generar un negocio propio.

Las Américas, a partir de su incorporación al resto del planeta post Colon, produjo la última revolución global en la alimentación, con los tomates, las papas, el maíz, porotos, mandioca, zapallos, pimientos, cacao, frutillas, maní, arándanos y el pavo entre muchos otros. Estos junto al pollo, vacunos, corderos, trigo, arroz, cítricos de origen asiáticos, o el café, sandía y cerveza africanos o nueces, avellanas, olivos o vino de las culturas europeas, estarán en nuestras mesas navideñas.

Será muy difícil que en nuestras mesas no haya productos originados en todos los continentes y por un gran mix de saberes agrícolas y los culinarios que nos nutren y satisfacen. Una simple ensalada de frutas tiene bananas del Indico, duraznos y melón de oriente, frutillas americanas, uvas europeas y kiwi chino pero mejorado profundamente en Nueva Zelanda, rociado con jugo de naranjas chinas. O un Pan dulce, con trigo oriente próximo, azúcar del Índico, huevos indios, esencia de vainilla mexicana, con frutos secos como las avellanas y castañas europeas, almendras y nueces asiáticas o americanas como las castañas de cajú, más garrapiñadas/turrón de maní americano, acompañados de un café africano o unos chocolates centroamericanos.

Los progresos genéticos, la dispersión de los cultivos, las cocinas y los campesinos a lo largo de la historia criaron y cultivaron mejorando lo de la generación anterior. Nos queda mucho por hacer para que este círculo virtuoso se retroalimente positivamente, cuidando el ambiente y la sociedad, agregando cada vez más conocimiento a la biomasa.

[ Escuchar la nota de Radio Mitre ]

Fuente: Ingeniero Fernando Vilella para Mitre y el Campo.

Ingeniero Agrónomo Fernando Vilella,
Profesor Titular Cátedra de Agronegocios y Director ​del Programa​ de Bioeconomía de la Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires y Presidente del CPIA.

Online

Hay 195 invitados y ningún miembro en línea

play w
CAPACITACIÓN ONLINE 
[ Educación contínua ]

Cursos & Eventos

No event in the calendar
March 2019
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31

También le puede interesar...

AsArBa informa: Novedades de la WAP

This month: Moving TripAdvisor to take action for wild animals.

With World Lion Day, Elephant Day, Orangutan Day, and International Tiger Day taking place recently - the world's attention has been turned towards wildlife. These awareness days are the perfect chance to remind 'the world's largest travel site' TripAdvisor that it must do more to protect wild animals, by ending the promotion and sale of tickets to cruel wildlife attractions.

[ READ MORE HERE ]

Boletín Veterinario Federal - BVFN22

Año I N° 22 – 16 al 30 de Noviembre de 2016

[ VER EL BOLETÍN AQUÍ ]

 

El rincón de las buenas noticias

LA SIAL CHINA COMENZÓ CON DEMANDA MUY SOSTENIDA Y BUENOS PRECIOS

El primer día de la Sial China dejó en claro por qué es una de las ferias más importantes para los exportadores argentinos, con buenos precios y una demanda que crece año tras año. El Ministro de Agroindustria de la Nación visitó el stand del IPCVA y se reunió con los empresarios para informar sobre la apertura del mercado japonés para la Patagonia.

Ya no se trata sólo de garrón y brazuelo, los cortes más demandados por los importadores chinos. La Sial Shanghái 2018 que comenzó hoy dejó en claro que tanto los exportadores argentinos como los compradores de China van por más en una relación que crece año tras año en forma vertiginosa.
De hecho, cuando a media mañana llegó al stand el Ministro de Agroindustria de la Nación, Luis Miguel Etchevehere, las 27 empresas que acompañan al Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA) ya trabajaban a destajo en medio de una multitud de importadores orientales que inundaban los pasillos.
Mario Ravettino, Vicepresidente del IPCVA, recibió a Etchevehere (acompañado por una comitiva público-privada), y al embajador argentino en China, Diego Guelar, y les explicó el funcionamiento del Pabellón Argentine Beef, con boxes individuales para empresas, un salón de reuniones, dos front desk, y un restaurante de treinta mesas en el que en el primer día se sirvieron más de 100 kilos de bife ancho a la parrilla.

Nuevas demandas, buenos precios

“Es una feria que ya está al mismo nivel que la Sial de París o Anuga”, dijo Ravettino que, a la vez, destacó que los compradores chinos se van sofisticando y comienzan a demandar otros productos y cortes de alto valor.
De hecho, algunos empresarios comentaban en los pasillos que ya venden cortes finos a precios similares a los de la cuota Hilton, aunque aún en pequeñas cantidades.
“A eso estamos apostando desde el Instituto”, agregó Raettino. “Y ya estamos trabajando fuertemente para que nuestra carne comience a ser reconocida también en Oriente como una de las mejores del mundo”.
En cuanto a los precios de la primera jornada, se registraron operaciones que rondaron los 5.300 dólares para el garrón y el brazuelo, 5.200 para algunos cortes de la rueda, 4.300 para el asado, 4.400 para la vaca compensada en cortes, y 3.900 a 4.000 para la vaca en manta (todo congelado y sin hueso).

Buenas noticias

“Venimos con buenas noticias desde Japón”, aseguró por Etchevehere, quien informó personalmente a los empresarios sobre a apertura de la Patagonia como paso previo y necesario a la apertura del resto del país. Además, el Ministro felicitó a los exportadores y aseguró que el gobierno va a seguir trabajando para el crecimiento de la cadena a través de la apertura de nuevos mercados, la consolidación de los existentes y la desburocratización del Estado.
Además, el Ministro y los empresarios mantuvieron reuniones con empresas locales de logística y referentes del gigante informático Alí Babá.
Durante la primera jornada de la muestra, el stand del IPCVA también recibió la visita del Comisario de Agricultura de la Unión Europea, Phil Hogan.

Lo que viene

El jueves 17 de mayo, en el Pabellón del Argentine Beef se presentarán los resultados preliminares del estudio de mercado que encargó el IPCVA a la empresa local Agribusiness (en China y Hong Kong) y los lineamientos de algunas acciones de marketing para los próximos meses. Además, el influencer KOL Fanfan, con millones de seguidores en redes sociales, cocinará platos típicos de la gastronomía china con carne argentina (Bifengtang beef y Hangjiao Beef).
En resumen, la primera jornada de la Sial 2018 concluyó con mucho optimismo por parte de los exportadores quienes ante la demanda ya comienzan a pensar en la participación en la nueva mega feria que va a organizar en noviembre de este año el gobierno chino (Shanghái Impo-Export) con más de 50.000 metros cuadrados de pabellones.

FUENTE: IPCVA